14 diciembre 2015

10º_1-2015_Prof. Maya Suárez






LA VIVIENDA SOCIAL. REINTERPRETACIÓN DEL HABITAR POPULAR EN VENEZUELA
Autor: Mariana Rivas
Profesor: Maya Suárez
Jurados: Andreina Linares, Iris Rosas y Gleymilcar Luna




La vivienda social, desde el S.XX, ha sido la solución habitacional para la población de pocos recursos. No obstante, si bien es cierto, conforme pasa el tiempo se vuelve cada vez más insostenible el ritmo de crecimiento poblacional, y a su vez, la demanda de la vivienda resulta cada vez más difícil de saldar. Actualmente, la vivienda ha tenido que adaptarse a la nueva estructura sociocultural de la comunidad a la cual es destinada. Nuevos conceptos referidos a la organización espacial doméstica y a los grupos familiares son los considerados para el diseño del habitar social contemporáneo. Considerando lo anterior, se plantea una estructura habitacional social, en una parcela en esquina ubicada frente a la zona marítima de Caraballeda, estado Vargas, cuya idea se basa en la reinterpretación del habitar popular observado en las vivienda informales encontradas en los asentamientos urbanos no planificados venezolanos, tomando en cuenta 3 conceptos claves: La vivienda flexible y autoproducida, la importancia de las áreas comunales, y al apropiación de la calle por parte de la comunidad. La estrategia de ocupación consiste en 3 volúmenes dispuestos en la periferia del terreno, siendo uno de 12 pisos de alto, para afrontar el nuevo perfil urbano impuesto, y los otros 2 edificios de 6 pisos. La estructura portante se basa en un sistema aporticado de concreto armado, y el sistema de circulación se conforma de núcleos verticales que incluyen un montacargas y escaleras con pequeñas rampas para el traslado de vehículos livianos como motos y bicicletas. La adaptación de uno de los 3 conceptos claves del habitar popular, es decir, el contacto con la calle, se materializa mediante el diseño de grandes pasillos denominados corredores aéreos. Los mismos están dispuestos a medio nivel con respecto a los apartamentos del edificio, y además, forman parte de las áreas comunes, junto con el espacio público y deportivo generado en la planta baja del complejo. Estos corredores aéreos serán los elementos conectores y unificadores del conjunto. Otro de los conceptos interpretados en la propuesta, fue la vivienda flexible y la vivienda autoproducida, los cuales se encuentran reflejados en el diseño de los apartamentos. Cuentan con un espacio flexible, un núcleo húmedo, y un área de expansión. Cada uno de estos componentes, brindan al habitante la posibilidad de apropiarse del espacio a su conveniencia y de crecer, en cuanto a su grupo familiar, dentro de la unidad de vivienda. Los apartamentos son de 2 tipos: simple y dúplex, y a pesar de que la propuesta cuenta solamente con 60 unidades de vivienda (36 en el edificio alto y 12 en los bajos), los mismos tienen capacidad de albergar hasta 4 familias nucleares, por ende, el complejo es capaz de concentrar hasta 240 familias. El patrón de organización que genera la disposición de las unidades de viviendas es reticulado y organizado. Los cerramientos de cada edificio están conformados por muros calados hechos de ladrillos y módulos calados prefabricados de concreto que responden a la situación del trópico en la cual se encuentra la propuesta, generando la adecuada protección solar, así como la eficiente ventilación e iluminación del complejo.




No hay comentarios.: